Unidas por Mota lamenta que el PSOE se haya negado a participar en el plan de reactivación económica para Mota del Cuervo aprobado por el Ayuntamiento.

La formación lamenta que el PSOE abandonara sin ninguna explicación del acuerdo que se llevaba negociando más de un mes, para terminar absteniéndose sin argumentos ni motivación.

Unidas por Mota ha mostrado su satisfacción por la aprobación de un plan económico de reactivación municipal que “ha contado con todos desde el primer momento y que recoge las propuestas de todos los grupos municipales.” Dicho plan plantea 19 puntos que supondrán casi 75.000 euros entre gastos y bonificaciones sin contar, además, con un plan de inversiones que arrancará con más de 200.000 euros.

El punto no contó con el apoyo del Partido Socialista que, tras varias reuniones y correcciones de los documentos con las aportaciones de los tres grupos, dejó de contestar a los mensajes para seguir avanzando y se retiró, sin dar motivo ni explicación, de las negociaciones para cerrar un documento conjunto. Aun así, desde el equipo de gobierno se respetaron sus aportaciones y se mantuvieron en el documento final “porque la finalidad desde el principio fue hacer un documento de unidad sobre cuestiones que son claramente positivas para todos los moteños.” Incluso el grupo municipal del PSOE mantuvo “la farsa” hasta la comisión anterior al pleno donde aseguraban querer llegar a un acuerdo… pero sin aportar nada hasta el día del pleno.

Así, medidas como un plan de inversiones de al menos 200.000 euros, la ampliación de terrazas a la hostelería o eliminar el pago del segundo semestre de basuras para empresas que se han visto obligadas a cerrar, no vieron su voto afirmativo por parte del PSOE.

Además, desde Unidas por Mota han felicitado al pleno municipal por la aprobación de un plan de infraestructuras que pretende mejorar el servicio de aguas de la localidad acabando con las viejas tuberías de fibrocemento que, además, suponen un gasto de agua incalculable en averías. El municipio está perdiendo la mitad del agua que extrae debido al estado de las tuberías. Una obra compleja e imprescindible que exige un importante esfuerzo económico y  que, pudiera ser aprobada sin el pleno o no, Unidas por Mota  siempre entendió que debería abordarse con acuerdo de los grupos.

Tras negarse a participar en el acuerdo, la posición del PSOE fue elaborar una nota de prensa, repleta de falsedades, una auténtica fake news, para justificar su grave irresponsabilidad política. Las ayudas directas para empresarios a los que se refiere la nota fue una propuesta del equipo de gobierno que se abandonó por acuerdo de los tres grupos a lo largo de las negociaciones, es falso que el gobierno municipal se atribuyera las medidas de protección contra el Covid, que fueron resultado de la colaboración a tres bandas entre vecinos, instituciones y recursos del Ayuntamiento, y la bolsa agrícola se ha llevado a cabo, incluso sin ser competencia municipal, para ayudar a los agricultores en este momento difícil.

Miente descaradamente el PSOE, según Unidas Por Mota, al atribuirse medidas como dejar exento al sector de la hostelería de pagar el impuesto de terrazas, o el de basuras para todas aquellas empresas y autónomos obligados a cerrar durante el confinamiento, que figuraban, de una u otra mantera, entre las propuestas puestas sobre la mesa por los tres grupos políticos desde el principio. E inventa, por último, una mala excusa cuando afirma que el cambio de las tuberías podría hacerse mediante el POS, cuando sabe de sobra que el dinero destinado a ese plan es claramente insuficiente para un proyecto de tal calibre, además de que debe repartirse con otras necesidades como el arreglo de calles –máxima preocupación del PSOE para impedir que se pudiera realizar un velódromo y que, apenas unos meses después, olvida-

Por razones difíciles de entender el PSOE no tiene voluntad de que se acometa el cambio de tuberías de la red de agua potable y parece sentirse cómodo con que la mitad del agua extraída se pierda, cerca de 1 millón de litros diarios, con los elevados costes de luz, de potabilización y de averías que ello supone para las arcas públicas de un bien tan preciado y escaso como el agua.

Lo único cierto es que el PSOE ha dado una espantada histórica al pueblo de Mota en un momento crítico cuando paradójicamente desde el gobierno de la nación insiste a los grupos de la oposición en que este es el momento de abandonar los intereses partidistas para sacar el país adelante. Por desgracia no han estado a la altura de una oposición leal y constructiva, despreciando la mano tendida por parte de Unidas por Mota para llegar a un acuerdo que no entienda de colores. Hasta el Partido Popular, en las antípodas políticas de Unidas por Mota, ha entendido la gravedad del momento y ha decidido poner su grano de arena.

El PSOE local debería explicar por qué donde gobierna, como en el Parlamento y el Senado, se censura a la oposición por obstruir cualquier posibilidad de acuerdo de reactivación económica, mientras que donde es oposición, como en Mota, es el único partido que obstruye cualquier posibilidad de acuerdo. Siendo que es la misma persona la que tiene voluntad de acordar en calidad de senador y la que tiene voluntad de  entorpecer cualquier acuerdo  en calidad de portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Mota.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *